Logo Asociación

Asociación Belenista de Álava / Arabako Belentzaleen Elkartea
c/ Pintorería, 23 - Bajo • 01001 Vitoria-Gasteiz
Apartado de Correos nº 725 • 01080 Vitoria-Gasteiz
Teléfono: 945 20 16 21 • E-mail: arabelen@gmail.com

Curso Práctico de Belenismo (Volver al Índice) - (Volver al Capítulo 27) - (Ir al Capítulo 29)

Capítulo 28: Aperos

Pieza fundamental en todo belén son los aperos y herramientas que darán el toque final a nuestra obra (excepción hecha de las figuras, claro). Pero, ¿cómo realizarlos?, ¿a qué escala?, ¿con qué materiales?.

Os damos seguidamente algunas ideas:

La horca para paja
En el campo, con un poco de paciencia, seguro que encontramos una ramita de arbusto fina y con dos o tres prolongaciones abiertas que nos darán los dientes de nuestra horca. Una vez cortada y en casa, la sumergiremos en agua durante unas horas (una noche entera a ser posible). Una vez humedecida y, por tanto, blanda, con sumo cuidado arquearemos las puntas a nuestro gusto con la forma definitiva que queremos que tengan los dientes de nuestro apero. A fin de lograr que mantengan la forma deberemos atarlos con un hilo de modo que les obligue a conservar la forma mientras se seca completamente. Una vez bien seca, con un cúter procederemos a pelar nuestra ramita y a cortar la largura del mango según nuestras necesidades y de sus dientes.

El rastrillo
Cortamos una tira rectangular de un listón de madera, en cuyo centro practicaremos un orificio en el que insertaremos un palillo o una rama gruesa, dependiendo del tamaño necesario. Las puntas del rastrillo podemos hacerlas cortando las puntas de los palillos redondos, que luego pegaremos al listón rectangular, o bien con puntas de las más pequeñas clavadas en él.

Rastrillo


La escoba
Primero cogeremos un grupo abundante de paja de tipo brezo, con el que haremos un montoncito de forma cónica, esto es, más ancho en uno de sus extremos que por el otro. En el extremo más estrecho insertaremos un palito previamente pelado con un cúter y de dimensiones adecuadas para nuestro belén, que ataremos con un alambre muy fino, o bien con hilo de arpillera.


Escoba


El mazo
Cortamos un trozo de listón redondo que sirva de mazo. Seguidamente cortamos otro trozo de menor grosor y más largo para el mango. Haremos un agujero, con una broca del calibre del mango o con un punzón, para que podamos unir ambas piezas a las que les habremos dado previamente cola blanca de carpintero.


Mazo


La escalera
Desde luego, el apero de más difícil factura. Preparamos un par de listones de madera no muy gruesos y de la altura deseada o proporcional al tamaño de nuestro belén. Marcamos, teniendo ambos listones juntos, y con la ayuda de una regla, el número de escalones que queremos que tenga, así como la distancia entre ellos. Después de esto, sujetos ambos listones por un tornillo o mordaza, procederemos a taladrar los puntos marcados.

Tras esto, preparamos los escalones, cortándolos con una anchura apropiada a la altura, tras lo cual los insertaremos en los orificios de los listones. Luego los ajustaremos y para acabar los fijaremos mediante cola blanca.


EScalera


(Volver al Índice) - (Volver al Capítulo 27) - (Ir al Capítulo 29)


Asociación Belenista de Álava / Arabako Belentzaleen Elkartea

© ABA/ABE - 14/08/2009

Asociación Belenista de Álava / Arabako Belentzaleen Elkartea
c/ Pintorería, 23 - Bajo · 01001 Vitoria-Gasteiz
Apartado de Correos nº 725 · 01080 Vitoria-Gasteiz
Teléfono: 945 20 16 21 · E-mail: arabelen@gmail.com

¡CSS Válido!